Saltar al contenido

El Ayuntamiento de Lucena amplía las bonificaciones para nuevos negocios en el mercado de abastos

Lucas Gómez informa de la excepción del pago de la tasa de los primeros seis meses por la ocupación de uno o dos puestos

El concejal de Mercados, Lucas Gómez, ha informado este martes de las nuevas bonificaciones fiscales aprobadas por el Ayuntamiento de Lucena con el objetivo de “ampliar la actividad comercial en nuestro mercado de abastos tradicional con la apertura de nuevos negocios”.

Las novedades que introduce para el año 2021 la ordenanza municipal vienen determinadas por la ampliación hasta los 6 meses de la excepción del pago de la cuota mensual por ocupación de espacio comercial para aquellos nuevos emprendedores que apuesten por abrir su negocio en el mercado de abastos, ocupando uno o dos puestos. Podrán acogerse a esta bonificación, si se comprometen a mantener su condición de comerciantes en la plaza durante, al menos, un año.

Asimismo, las bonificaciones se amplían para aquellos comercios ya instalados en el mercado municipal que pretendan ampliar sus instalaciones. Así, para la ocupación de un tercer puesto, se aplicará una reducción del 30% del pago mensual y si se ocupara un cuarto puesto, la cuota se reduciría en un 50%. De modo que la tasa vigente de 26,10 euros por metro lineal y mes, quedará rebajada hasta los 18,27 euros y los 13,05 euros, respectivamente.

Lucas Gomez ha contextualizado estos cambios en la ordenanza reguladora del mercado de abastos en “la política de incentivos permanente que desde el Ayuntamiento dedicamos a nuestro mercado tradicional, que tiene en su ubicación en la zona centro y en sus instalaciones, además de estas bonificaciones en los pagos mensuales, unos buenos argumentos atraer nuevos negocios”.

Con esta iniciativa “pretendemos también dar una alternativa a esos comerciantes de Lucena que se ven afectados por altos alquileres ahora en plena crisis y que por su tipo de negocio puedan establecerse en el mercado”, ha añadido el concejal lucentino, que ha querido recordar que además de las actividades habituales de pescadería, carnicería, frutería, cafetería y embutidos, la ordenanza también permite la venta de productos de herboristería, dietética, droguería y limpieza, perfumería y cosmética, ferretería o congelados, entre otros. 

Desde el Consistorio lucentino, Goméz ha asegurado que la ampliación de la apertura del mercado al horario de tarde sigue siendo una opción que “ponemos a disposición de los propios placeros” sin que eso repercuta en las tasas a pagar por los comerciantes ni en el resto de servicios que asume el ayuntamiento como el pago de la limpieza y luz de las zonas comunes.

En la actualidad, los negocios abiertos suman prácticamente la mitad de los puestos de los que dispone el mercado de abastos frente al Castillo del Moral. “Nuestro objetivo es que los espacios cerrados vayan desapareciendo gracias a la iniciativa de personas que quieran buscar nuevas oportunidades laborales en este recinto”, ha sentenciado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *